Perdón



17 de enero


«A medida que comprendemos nuestra necesidad de ser perdonados, aprendemos a perdonar. Por lo menos sabemos que ya no les hacemos la vida imposible a los demás a propósito.»


Texto Básico, p. 46


Durante nuestra adicción a menudo tratábamos mal a los demás, a veces buscábamos a propósito la forma de hacerles la vida imposible. En recuperación, es posible que aún tengamos tendencia a juzgar las acciones de los demás porque pensamos que sabemos como debería comportarse tal persona. Pero a medida que avanzamos en nuestra recuperación, solemos ver que, para aceptarnos a nosotros, debemos aceptar a quienes nos rodean.


Quizás resulte difícil observar cómo se manifiesta la falta de sano juicio de alguien. Pero si nos alejamos del problema, podemos empezar a vivir la solución. Y si nos sentimos afectados por las acciones de otros, podemos brindarles el principio del perdón.


Sólo por Hoy: Me esforzaré por perdonar más que por ser perdonado. Trataré de comportarme de manera tal que me haga sentir digno de quererme.

0 vistas